El impacto de nuestro trabajo

Proporcionando una comida diaria en un centro educativo, satisfacemos las necesidades inmediatas de hambre que tienen los niños y los animamos a ir al colegio para recibir una educación que, en el futuro, podrá significar una escalera que los puede ayudar a escapar de la pobreza.

En un buen día, Sarah tarda tres horas para llegar al colegio andando. Llega cansada y hambrienta, esperando ansiosamente su taza de cereales de la mañana.

Nos dice “Me da vergüenza decirlo, pero antes de que llegara la comida de Mary’s Meals, solía saltarme la escuela por el hambre. Estaba demasiado cansada para concentrarme en clase, por lo que puedo ir por la comida.

“Me encanta la comida. Me sostiene y me ayuda para trabajar. El colegio me hace feliz. Me gustaría ser profesora algún día. Sueño con poder construir una casa para mis padres.

Lo que la gente nos dice (acerca) de Mary's Meals

Open quote mark Antes de Mary’s Meals, los niños no tenían nada para comer todo el día en el colegio. Siempre estaban cansados y no tenían ni energía ni entusiasmo. ¡Ahora son muy participativos y tienen el estómago lleno! Close quote mark
Moses Nderema, Director de la Kagolo Primary School, Malawi
Open quote mark Puedo venir al colegio cada día. Antes tenía que quedarme en casa porque tenía hambre. Me encanta estudiar ciencias y, cuando sea mayor, me gustaría ser científico. Close quote mark
Patrick Aoun, 10, Izivale Private School, Montserrado, Liberia
Open quote mark La comida me da fuerza para correr y saltar por todos lados. En clase, me ayuda para hablar y escuchar de forma activa. Close quote mark
Chsipin, 11.
Open quote mark Es muy importante para las niñas que se eduquen. Si una o dos más de la comunidad pueden ir al colegio, marca una gran diferencia Close quote mark
Fatmatta, Directora de colegio, Liberia

Nos hemos comprometido a controlar y evaluar nuestro trabajo. Los resultados obtenidos son utilizados para mejorar nuestros programas de alimentación en colegios y para fortalecer nuestra organización asegurando que podemos cumplir nuestras promesas a los niños y a sus comunidades.

Nuestros programas se hacen para contribuir a los siguientes cambios positivos:

  • Se reduce el hambre infantil en la escuela y el preescolar. 
  • Más niños acceden a la educación escolar y preescolar. 
  • La salud infantil y el bienestar en la escuela y el preescolar mejoran. 
  • Más niños participan en la educación escolar y preescolar. 
  • Los niños en edad preescolar están mejor preparados para la escuela primaria. 
  • Aumenta la pertenencia de la comunidad en la participación de la alimentación escolar. 
  • Más niños progresan dentro de la escuela y la educación preescolar. 
  • Aumenta el valor que las comunidades otorgan a la educación. 
  • Influenciar y alentar a otros a contribuir, apoyar, apropiarse y replicar programas efectivos de alimentación escolar. 

Tenemos una estrategia de control, evaluación y aprendizaje que refleja nuestro compromiso de evaluar nuestro impacto a través de una combinación de investigación a largo plazo y un control continuo.

Utilizamos estos datos para saber y compartir lo que funciona y ver cómo podemos mejorar.

Pueden encontrar más sobre la Teoría del Cambio de Mary’s Meals y como medimos el impacto de nuestro trabajo para los niños y sus comunidades leyendo nuestra Estrategia de Control, Evaluación y Aprendizaje 2018-2020-

Existen muchas maneras diferentes de ayudar, brindando su tiempo, dinero, ideas y oraciones.