El impacto de nuestro trabajo

Proporcionando una comida diaria en un centro educativo, satisfacemos las necesidades inmediatas de hambre que tienen los niños y los animamos a ir al colegio para recibir una educación que, en el futuro, podrá significar una escalera que los puede ayudar a escapar de la pobreza.

El objetivo de nuestros programas es generar los siguientes cambios positivos en las vidas de los niños y sus comunidades:

Cambios a corto plazo

  • Reducir el hambre.
  • Incrementar el número de matrículas en los colegios.
  • Mejorar la asistencia, la concentración y el aprendizaje.
  • Incrementar la progresión de las notas obtenidas.
  • Mejorar la salud y el bienestar.

Cambios a largo plazo

  • Fomentar que la misma comunidad apoye la educación.
  • Ayudar a los pequeños agricultores y ganaderos.
  • Incrementar el reconocimiento gubernamental de las comidas escolares.

Nuestra estrategia de supervisión y evaluación está basada en cambios clave, y le recomendamos que la descargue aquí.

La ayuda diaria contribuye a obtener resultados a largo plazo

Toda una generación de niños han completado sus estudios de educación primaria con Mary’s Meals.

Estos jóvenes adultos tendrán ahora más posibilidades de alimentarse a sí mismos y a sus familias en el futuro, así como también más probabilidades de escolarizar a sus propios hijos.

Los profesores suelen contarnos las transformaciones que ven en aquellos estudiantes que reciben las comidas de Mary’s Meals. Además de estar más sanos y felices, también han mejora su asistencia, rendimiento y concentración en el aula.

Mayor matriculación y asistencia

Después de la introducción de Mary’s Meals, hemos observado aumentos constantes en el número de alumnos que se matriculan en el colegio. Este aumento es especialmente importante el primer año, y continúa creciendo a medida que el programa de comidas escolares se convierte en una realidad más del colegio y la vida en la comunidad.

Pruebas de los éxitos conseguidos

Mientras que la población de niños en edad de educación primaria creció hasta un promedio del 2,7% anual en este período (cifras de la UNESCO), el nivel de matriculación en estos 32 colegios creció en un 41,7%.

El número de niños que aprobaban sus exámenes en estos colegios también aumentó en un 12% en tres años.

Una encuesta realizada sobre 60 colegios en el condado remoto de Cape Mount, en Liberia, mostró que la matriculación había aumentado en un 51% a partir de la introducción de las comidas de Mary’s Meals en septiembre de 2012.

Muchos de los niños que reciben las comidas de Mary’s Meals por primera vez nos dicen que previamente no comían nada durante el día.

El punto de vista de una profesora

En Malawi, estamos llegando a más de un 25% del total de la población de colegios de educación primaria. Irene Kaferapanjira ha enseñado en el Colegio de Educación Primaria para niñas de Blantyre, en Malawi, desde que en el año 2008 empezamos a servir comidas.

Ella recuerda lo que era tener que enseñar antes de que las niñas recibieran una comida de Mary’s Meals:

“Las estudiantes no venían al colegio, y cuando lo hacían no se concentraban en clase. Siempre estaban hambrientas y eso hacía que enseñarle fuera muy difícil.

“Ahora es lo contrario. Gracias a este programa, más estudiantes vienen al colegio, asisten a las clases y mejoran sus notas. Si Mary’s Meals dejase de servir comidas, habría un descenso importante en la asistencia.”

Mantenemos nuestro compromiso de implementar nuestros programas de comidas escolares a algunos de los niños que más hambre sufren del mundo, y que más necesitados están a través de nuestro planteamiento exclusivo, que es simple pero sin ser simplista.

Qué nos dicen los demás sobre Mary’s Meals

Open quote mark Puedo venir al colegio cada día. Antes tenía que quedarme en casa porque tenía hambre. Me encanta estudiar ciencias y, cuando sea mayor, me gustaría ser científico. Close quote mark
Patrick Aoun, 10, Izivale Private School, Montserrado, Liberia
Open quote mark Antes de Mary’s Meals, los niños no tenían nada para comer todo el día en el colegio. Siempre estaban cansados y no tenían ni energía ni entusiasmo. ¡Ahora son muy participativos y tienen el estómago lleno! Close quote mark
Moses Nderema, Director de la Kagolo Primary School, Malawi
Open quote mark Esta comida es muy importante para los niños, no solo para facilitar un mejor aprendizaje sino también para garantizar su seguridad, ya que pueden estar en el colegio durante los descansos del mediodía en vez de salir a buscar comida. Close quote mark
Dossou Ninmata, 61, cocinera en la Hondji School, Benín
Open quote mark Desde que Mary’s Meals llegó aquí, muchos de los niños que habían dejado de asistir al colegio ahora vuelven a venir. ¡Se los ve entusiasmados! Close quote mark
Subdirector Daniel Cooper, Banjeh Public School, Montserrado, Liberia

El apoyo a las comunidades y a los países en vías de desarrollo

Siempre que es posible, la mayor parte de lo que necesitamos para poder implementar nuestros proyectos son productos de proximidad, tanto por lo que se refiere a materiales de construcción y equipos de cocina, como la comida que compramos a los pequeños agricultores locales. Esto ayuda a reforzar más ampliamente la economía, además de apoyar a más familias que sufren para poder alimentar a sus hijos.

En todos los países en que trabajamos, los niños viven en condiciones de pobreza extrema y cada día experimentan hambre. Muchos de los gobiernos disponen de programas de comidas escolares detallados en su política nacional, pero no tienen los recursos necesarios para implementarlos y llegar a todos los niños vulnerables de sus respectivos países.

Mary’s Meals satisface esta necesidad. El diseño de programas de comidas escolares dirigidos por las comunidades nos permite crear un modelo eficaz que los gobiernos pueden implementar a nivel nacional.

Existen muchas maneras diferentes de ayudar, brindando su tiempo, dinero, ideas y oraciones.